Italia es, sin ninguna duda, el país que más pasta consume en el mundo. No en vano, conocidos son muchos de los platos que, como ingrediente principal, cuentan con una deliciosa y riquísima pasta.

trucos-para-cocinar-pasta

Es cierto que no todas las pastas son iguales, dado que existen diferentes tipos que conviene principalmente conocer y diferenciar.

Por ejemplo, entendemos por pastas alimenticias a los productos obtenidos por desecación de una masa no fermentada, la cual se elabora con agua y con sémola, semolina o harina procedentes de trigo duro, blando y semiduro.

A partir de este punto, se pueden distinguir diferentes tipos de pasta que se diferenciarán en sus ingredientes y en su forma de elaboración.

No obstante, en esta ocasión nos vamos a hacer eco de algunos de los más interesantísimos –y útiles- trucos para cocinar la pasta.

Trucos para cocinar la pasta

  • Uno de los principales consejos que se pueden dar es el de cocer la pasta en abundante agua salada. Preferiblemente un litro de agua por cada 100 gramos de pasta. La sal siempre debe distribuirse en una cucharada sopera por cada dos litros de agua.
  • Añadir unas gotas de aceite al agua donde vamos a prepararla nos asegura de que la pasta no se pegue tanto entre sí como en el recipiente.
  • El momento ideal para cocinar la pasta es cuando el agua comienza a hervir, manteniendo siempre la temperatura de cocción.
  • Lo ideal es comerse la pasta “al dente”, es decir, que la parte central de la pasta no esté cocida del todo pero posea cierta consistencia. En este punto, vertir un vaso de agua fría sobre el agua cociendo para terminar la cocción.
  • Lo más recomendable es dejar la pasta con un poco de agua de la cocción, no escurriéndola del todo.

Descubre más recetas de Cocina italiana:

Hacer un comentario